HABITAT – Programa de las Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos

“ONU-Habitat es el programa de Naciones Unidas que trabaja por un mejor futuro urbano. Su misión es promover el desarrollo de asentamientos humanos sostenibles del punto de vista social y medioambiental y proporcionar vivienda adecuada para todos y todas.”

Las ciudades enfrentan desafíos demográficos, medioambientales, económicos, sociales y espaciales sin precedentes. Se ha producido un cambio espectacular hacia la urbanización y se espera que, para 2030, seis de cada diez personas en el mundo vivan en áreas urbanas. Más del 90% de este crecimiento será en África, Asia, América Latina y el Caribe.

Ante la falta de una planificación urbana efectiva, las consecuencias de la rápida urbanización tendrán un gran impacto. En muchos lugares del mundo ya se pueden observar los efectos: falta de viviendas adecuada y crecimiento de tugurios, infraestructura inadecuada y obsoleta (sean carreteras, transporte público, agua, saneamiento o electricidad), aumento de la pobreza y el desempleo, problemas de seguridad y delincuencia, cuestiones de contaminación y salud, así como desastres naturales causados por el ser humano y otras catástrofes relacionadas a los efectos del cambio climático.

La mentalidad, las políticas y los enfoques sobre urbanización necesitan cambiar para que el crecimiento de las ciudades y las zonas urbanas se traduzca en oportunidades que no dejen a nadie atrás.

ONU-Habitat, el Programa de Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos, tiene las riendas de este cambio al asumir un liderazgo natural y una función catalizadora en temas urbanos. Con mandato otorgado por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1978, para abordar asuntos del crecimiento urbano, ONU-Habitat es una institución con conocimiento en procesos de desarrollo urbano y entiende las aspiraciones de las ciudades y sus habitantes.

ONU-Habitat trabaja desde hace casi 40 años en asentamientos humanos en todo el mundo centrado en construir un futuro mejor para comunidades rurales, pueblos y ciudades de todos los tamaños. Gracias a estas cuatro décadas de amplia experiencia, desde los niveles más altos de política a una extensa variedad de temas técnicos específicos, ONU-Habitat ha obtenido reconocimiento único y universal en todo lo relacionado a lo urbano.

Esto ha situado a ONU-Habitat en la mejor posición para dar respuestas y soluciones alcanzables a los desafíos actuales que nuestras ciudades enfrentan. ONU-Habitat capitaliza de su experiencia y su posición para trabajar con socios con el fin de formular una visión urbana del futuro. Trabaja para asegurar que las ciudades se conviertan en lugares inclusivos y en motores del crecimiento económico y desarrollo social. Ha esto se le ha denominado Nueva Agenda Urbana.

Desarrollar un enfoque integral y global hacia la urbanización

Las ciudades necesitan ser verdes y manejables desde el punto de vista de la sostenibilidad, además de preparadas para el futuro y en sintonía con el medio ambiente. Las ciudades deben convertirse en espacios de oportunidades para la realización personal de sus habitantes.

De este modo, ONU-Habitat ha desarrollado un enfoque integral y global sobre la urbanización que va más allá de las consideraciones técnicas. Además de sus áreas centrales tradicionales – como planificación urbana, desarrollo de infraestructuras y mejora de tugurios, ONU-Habitat también se concentra en legislación urbanística y gestión de riesgos, así como en temas de género, jóvenes y desarrollo de capacidades para todos los actores involucrados en el proceso de urbanización.

ONU-Habitat realiza investigaciones sobre tendencias urbanas, que resultan en informes emblemáticos y altamente reconocidos entre la comunidad de desarrollo urbano. A través de sus plataformas de promoción, como la Campaña Urbana Mundial (CUM), y eventos como el Foro Urbano Mundial (FUM), ONU-Habitat también crea think tanks y redes que permiten a gobiernos, expertos, grupos de la sociedad civil, organizaciones multilaterales, sector privado y socios por el desarrollo abordar los problemas urbanos presentes y futuros de forma conjunta.

Presencia mundial

Con una planilla de 400 funcionarios y casi 2.000 consultores en proyectos temporarios, ONU-Habitat administra todo el trabajo desde la sede (Nairobi, Kenia), y a través de cuatro oficinas regionales en América Latina y el Caribe (Río de Janeiro, Brasil); Asia y el Pacífico (Fukuoka, Japón); Estados Árabes (El Cairo, Egipto) y África, en Nairobi y más de 50 oficinas nacionales y de proyectos, entre las que se encuentra Bolivia.

 

Ver más

Enlaces de interés